[Audio] Foro: Historia del Anarquismo en la región chilena: Moral, educación y represión.

auditorio llenoEl día jueves 25 de junio el Auditorio Presidente Salvador Allende de la Universidad Academia de Humanismo Cristiano (UAHC) colapsó. Esto debido a que dicho día se realizo un foro en torno a un tema que llamó la atención a mas de los 200 asistentes: «Historia del Anarquismo en la región chilena». Ese día llegó tanta gente que se tuvo que habilitar una sala extra al Auditorio para los compañeros/as que llegaron mas tarde y no pudieran ingresar al foro, pudieran escucharlo en torno. También compañeros/as gestionaron con sacar un parlante para que escucharan los que se quedaron mas afuera.

Los exponentes fueron:
Manuel Lagos: Educación anarquista a principios de siglo XX.
Eduardo Godoy: Moral Anti-alcohólica en los anarquistas
Camilo Plaza: Represión en los movimientos sociales a principios de Siglo XX.


En el trabajo de los historiadores podemos destacar:

– «Experiencias educativas y prácticas culturales anarquistas en Chile (1890-1927)», Santiago, Centro de Estudios Sociales «Inocencio Pellegrini Lombardozzi» / Editorial Quimantú – Manuel Lagos

– «El discurso moral de los anarquistas en torno al Alcohol» – Eduardo Godoy. (Articulo publicado en el libro: Alcohol y Trabajo. El alcohol y la formación de las identidades laborales») (Disponible en Internet, paginas 121-144)

– «La clase trabajadora organizada ante la Dirección General de Investigaciones: De los policial a los sindical (Chile, 1933-1948)» – Camilo Plaza. (Articulo publicado en la revista Historia y Justicia, y compartido por La Boina)

Agradecemos a quienes hicieron posible la actividad, desde los organizadores hasta los anónimos que asistieron. Sobre todo a La Radio de la Academia que nos comparte el Audio.

.Para escuchar al  Foro hacer click ACÁ.

afiche terminado

Sigue leyendo

Fútbol anarquista, una experiencia en la región chilena.

Extracto del texto de Manuel Lagos “’Viva la Anarquía’: Sociabilidad, vida y prácticas culturales anarquistas.
Santiago, Valparaíso, 1890 1927”,
Cuarta Parte: La utilización del tiempo libre,
Capitulo 1: Paseos capestres y la vida al aire libre,
4.­Incorporación del fútbol, paginas 560­ – 564

 La foto es de los peloteros de la anarcosindicalista Federación de Obreros de Imprenta. Años treinta. (agradecemos a V. Muñoz por compartir la foto)

La foto es de los peloteros de la anarcosindicalista Federación de Obreros de Imprenta. Años treinta. (agradecemos a V. Muñoz por compartir la foto)

La incorporación del fútbol resulta un tanto extraño si nos remitimos a que los anarquistas tenían un discurso contrario a este deporte calificándole dentro de los vicios burgueses y actividades poco constructivas para la emancipación de los obreros. Especialmente, era atacado el boxeo, el cual era visto como un “Culto de la animalidad” tras el cual los jóvenes se entregan pensando en ganar “en diez minutos lo que puede ganar un obrero en diez años”. Y no se requiere tener más que la fuerza del toro, la agilidad del tigre, la ferocidad del lobo, la resistencia de un paquidermo y la imbecilidad de un asno, para recibir después de unos cuantos mordiscos y zarpazos, miles de pesos y el aplauso de miles de enfermos. Sigue leyendo

Las otras historias del Winnipeg y del exilio español en Chile

Eduardo Godoy
El Surco Nº39, Septiembre- Octubre 2012

winnipeg

   Se cumplieron 75 años desde el arribo del Winnipeg a Chile el pasado 3 de septiembre. Sin duda la experiencia del destierro, del exilio, fue traumá- tica para los perdedores de la Guerra Civil en España, para los que sufrieron en carne propia la violencia despiadada del franquismo y sus secuaces civiles, laicos y religiosos. El fracaso no sólo fue político (y epistemológico), sino también existencial, especialmente para aquellos que soñaron tercamente con un mundo más humano, fraterno, ajeno a la explotación del hombre por el hombre. Para aquellos que repudiaron la autoridad, en todas sus formas, que colectivizaron los campos y fábricas, y que pagaron caro, muy caro, el pecado de aspirar a un futuro mejor para sus hijos y descendientes. La guerra, fratricida, generó una fisura existencialcolectiva, una fractura socio-cultural en España, pero también una herida individual, sangrante, en los que emigraron forzadamente a distantes localidades y regiones, dejando el “terruño” que los vio crecer (“sólo con lo puesto”) y sabiendo que muchos de sus familiares fueron fusilados, mutilados y perseguidos; que la saña franquista, que contó nada menos que con el apoyo de Hitler, no les tuvo piedad, ni compasión. Sigue leyendo